Ver porno en pareja, ¿es positivo?

Ver porno en pareja

Hay muchas maneras de acabar con la rutina en el dormitorio, pero por algún motivo parece que lo de ver porno en pareja se nos sigue resistiendo un poco. Desde luego no es como ver  Toy Story 3, pero si quieres encontrar una estimulante fuente de inspiración para tus juegos sexuales nunca lo vas a tener tan fácil. ¡Dale al play!

La masturbación no acaba con el deseo sexual

Existe el falso mito de que cuando más nos masturbamos, más se pierde el interés por practicar sexo con nuestra pareja. Como si de algún modo esa necesidad inmediata de sentir placer ya estuviera cubierta. Así que, ¡hale!, ¿para qué complicarse más? Pero el caso es que por mucho que nos dejemos llevar por los instintos, incluso por aquellos que resultan tan placenteros, no somos así de animalitos.

Del mismo modo que no existe una relación directa entre masturbación y pérdida de interés por el sexo en pareja, tampoco existe esta conexión entre masturbación y pornografía. Es otro de esos grandes errores que existen con respecto a la sanísima práctica de la masturbación y que nos han llevado a pensar que lo de ver películas porno es una actividad exclusivamente reservada para una persona que quiere disfrutar en solitario.

A ver, que no quiero decir que el que se pone a ver una peli porno lo haga con el objetivo de analizar el guión, el vestuario o la iluminación de la escena. Lo que estoy diciendo es que una pareja, siempre que se sienta cómoda y que tenga esa curiosidad por compartir un momento que tradicionalmente se ha entendido como algo tan limitado a la individualidad, puede perfectamente ver una película pornográfica y divertirse junta. El hecho de ver porno para dos también tiene sus beneficios e incluso aunque sólo sea a través de la masturbación compartida puede revelarnos mucho acerca de los gustos y las fantasías de nuestra pareja.

Pareja viendo porno

Ventajas y desventajas de ver porno en pareja

Sin duda alguna la principal ventaja de ver porno en pareja es que os va a servir para calentar motores. Ya puede ser la película con el peor argumento del mundo que, cuando hay tema, hay tema. De hecho eso de que sea malilla le da su punto porque la risa también es un factor que juega a vuestro favor a la hora de romper el hielo.

También viene muy bien ara que os animéis a perderle el miedo a determinados tipos de juegos sexuales o para que empecéis a incorporar juguetes eróticos en vuestras prácticas habituales. Y como ya comentaba anteriormente, es una buena manera de conocer qué es lo que más le excita a tu pareja.

Sin embargo, esto de ver porno en pareja también tiene algún que otro pero. Y probablemente una de las mayores pegas que le encuentro es que en este tipo de películas los estereotipos están más encasillados que en un casting de ‘Mujeres y hombres y viceversa’. Pero si sois capaces de ver más allá de eso y de que las dimensiones genitales y la duración del coito están bastante alejadas de la media real, no le veo mayor problema al asunto.

¿Te ha gustado?

Si quieres recibir más artículos como este y aprender a disfrutar de tu sexualidad al 100% apúntate a nuestra newsletter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *